Sin lugar a dudas uno de los partidos más importantes durante la primera jornada del Mundial de Rusia es este duelo. Enfrentados desde Sudáfrica donde los españoles dominaron el juego y los lusitanos se limitaron a tapar las líneas de pase del gran centro del campo compuesto por Busquets, Xavi, Iniesta y Xabi Alonso.

Fue un remate de Fernando Llorente que mandó a casa a la Portugal de un frustrado Cristiano Ronaldo, quien se vio incapaz de darle vuelta al dominio español.

El destino quiso que se volvieran a ver las caras en la Eurocopa 2012, está vez se enfrentaron en las semifinales.

En un duelo demasiado táctico, los españoles comandados por Vicente del Bosque no lograron abrir el sistema portugués; mientras tanto los lusitanos con un centro del campo físico, detuvieron el empuje del entonces campeón mundial y europeo.

Los penales definieron el encuentro; Cristiano que esperaba tirar el quinto penal, quedó frustrado ya que las fallas de sus compañeros daban forma a la derrota lusa. Cesc Fábregas se convirtió en héroe al acertar en su disparo y mandar a la ‘furia roja’ a la final en Kiev.

En 2018, el fútbol los vuelve a enfrentar pero esta vez en la fase de grupos; los lusitanos comandados por Cristiano Ronaldo y con la moral alta luego de ganar la pasada Eurocopa 2016 quieren dar un golpe sobre la mesa y demostrar que no son campeones europeos por casualidad.

Mientras una España renovada, quiere con Isco, Asensio, Busquets y compañía demostrar que están listos para seguir siendo verdugo de Portugal, además de limpiar la imagen tras el desastre de Brasil 2014.