La jefatura delegacional de Tláhuac, gastó tres millones de pesos para la reparación de una barda perimetral del panteón de Mixquic.

Dichos trabajos, pudieron ser cotizados y finalizar en tan sólo 100 mil pesos.

A casi nueve meses del sismo del 19 de septiembre, los daños en la barda perimetral no terminan. S observó a personas que retiraban las partes fracturadas del muro, y con esos materiales levantaban nuevamente la estructura.

De acuerdo con los trabajadores, en total se han reparado cinco tramos de la barda con los mismos cascotes de la estructura original, trabajos para los que estimaron se necesitaría una inversión no mayor a 100 mil pesos, es decir, 96.6% menos de lo que la delegación pagó.

“Estamos hablando que se gastaron en material y mano de obra alrededor de cien mil pesos porque no se llevaron ni una tonelada de cemento”, señaló un trabajador.

“En realidad salió muy barato, el material no es tan caro porque la piedra es hueca, parecida al Tezontle, si fuera piedra volcánica es un poco más cara pero ni así cuesta 3 millones de pesos”.

El candidato de Por la Ciudad de México al Frente a la alcaldía en Tláhuac, Marco Polo Carballo, acusó que la administración de Morena únicamente se limitó a ‘parchar’ la barda del panteón, en lugar de hacer una reparación integral.

“Claramente estos trabajos no cuestan tres millones de pesos, si traemos un perito nos van a demostrar que se gastaron mucho menos, la actual administración está comprando a sobreprecio para justificar sus gastos y llevarse todo el dinero posible antes de irse”, enfatizó en Carballo.

“En contraste hay colonias que también necesitan una barda debido al sismo y no las quieren levantar porque hay una veda electoral, exijo que las delegación Tláhuac demuestre en qué se han gastado los tres millones de pesos porque lo denunciaremos ante las autoridades locales”, agregó.

Las reparaciones que siguen pendientes dentro del panteón de Mixquic tienen que ver con las tumbas que fueron fracturadas o removidas por el sismo, así como los domicilios particulares que se ubican frente al camposanto, dañadas con grietas y hundimientos.

Se documentó que la barda perimetral del panteón de Mixquic resultó fracturada a consecuencia del sismo del 19 de septiembre, a pesar de los daños, la tradicional fiesta del Día de Muertos se organizó del 27 de octubre al 2 de noviembre.

Rigoberto Salgado, titular de la delegación impulsó el festival que se lleva año con año, a pesar de las malformaciones de la tierra.

De acuerdo con un contrato del que se tiene copia, la administración de Salgado gastó 14 millones 992 mil de pesos en los eventos culturales de Mixquic del año pasado, a pesar de que únicamente asistieron 70 mil personas a las festividades en lugar de los dos millones que tradicionalmente las visitan.

El contrato fue otorgado a la empresa Reingeniería Empresarial y Personal S.A. de C.V., cuyo apoderado legal es Javier Raúl Martínez Leyva, quien se encargó de contratar los elencos artísticos en la celebración.

“Es una vergüenza que mientras la gente estaba padeciendo por la reciente sismo, el delegado de Tláhuac, Rigoberto Salgado, se gastó más de 14 millones de pesos en la fiesta”, indico el candidato del Frente.

“El presupuesto se pudo haber reducido y pudo haber destinado ese dinero a la reconstrucción al menos de las calles que rodean a Mixquic, pero seguramente obtuvo un beneficio de esa fiesta, porque dudamos que en realidad se gastaron 14 millones de pesos”, aseveró el abanderado de PRD, PAN y MC.

Mientras tanto, la unidad habitacional La Draga que colinda con el Bosque de Tláhuac perdió su barda perimetral después del sismo; a casi nueve meses, la estructura no ha sido reparada.

La delegación cuenta con diez millones de pesos asignados para reconstruirla, sin embargo, los trabajos permanecerán suspendidos hasta que la veda electoral termine.

Así lo informó Miriam Jiménez, directora de Jurídico y Gobierno de la demarcación, luego de asistir a una reunión con vecinos, quienes le exigieron reinstalar la barda.

En la reunión también participó Carballo, quien exhibió un documento que presuntamente muestra que la delegación tienen los recursos, y que estos no han sido ejercidos.