Candidata de Morena agrede e insulta a militares al ser retenida en Chilapa, Guerrero

61

Nestora Salgado, excomandante de la policía comunitaria de Olinalá, Guerrero, fue retenida en un puesto militar junto con el grupo de hombres armados que viajan con ella en su campaña como candidata al Senado por Morena.

Durante la revisión Salgado recriminó a los militares la detención de su comitiva conformada por policías comunitarios cuando intentaron ingresar así al municipio de Chilapa, Guerrero.

Recalcó durante su detención que era injusto, y que ni a los delincuentes los tratan de tal forma, “Esas son chingaderas, hacemos desmadre. ¿Quieren desmadre?”, recriminó Salgado a los elementos militares.

Luego la aspirante de Morena le reclamó al elemento militar que grababa la revisión de su comitiva.

“Así debes de grabarlo, cuando están matando a la gente. A eso, a eso habrían de estar, no chingarnos a nosotros, a la población civil y a las comunidades que sufren. Nosotros somos los que sufrimos por la delincuencia que ustedes no han combatido”.

Salgado estuvo detenida hace dos años acusada de secuestro y delincuencia organizada. Posteriormente fue liberada y luego postulada este año por el partido Morena como candidata plurinominal al Senado.

Salgado denunció haber sido retenida por militares a la altura de Chilapa, Guerrero, cuando se dirigía a Chilpancingo, en su cuenta de Twitter.

Por otra lado el Grupo de Coordinación Guerrero rechazó las acusaciones de Salgado y aclaró que se impidió la entrada a Chilapa a los elementos armados que acompañan a la aspirante de Morena.

Roberto Álvarez Heredia, portavoz del grupo, señaló que el equipo de la candidata arribó a Chilapa al puesto de control ubicado en el crucero de “Los Ajos” con tres camionetas con policías comunitarios que portaban armas de fuego.

En un comunicado de prensa del equipo conformado por representantes de seguridad de todo el estado señalaron que los propios comunitarios optaron por guardar sus armas y se les ofreció acompañamiento por parte de una patrulla de la Secretaría de Seguridad Pública y de la SEDENA, de Chilapa a Tixtla”.

Dicho acuerdo fue aceptado para brindarles garantías de seguridad y evitar que sufrieran algún incidente.