Miles de opositores votaron el día de ayer en una consulta simbólica a la que convocó la alianza opositora para retar al gobierno y boicotear el plan del presidente Nicolás Maduro de reescribir la Constitución.

Durante la jornada, una mujer falleció y otras tres personas resultaron heridas de gravedad en un incidente violento que se registró en el oeste de la capital, cuando hombres armados dispararon en un centro de votación opositor.

El Consejo Nacional Electoral y el gobierno convocaron a un simulacro de votación de los miembros de la Asamblea Constituyente en algunos centros electorales.

Maduro manifestó su satisfacción por el simulacro de votación y dijo que la “batalla verdadera” será la elección de los 545 constituyentes que se realizará el 30 de julio.

Durante la jornada, una enfermera murió, fue identificada por las autoridades como Xiomara Scott, de 60 años. En tanto, los opositores aseguraron que dos personas fallecieron por disparos de supuestos “paramilitares”.

“No había pasado nada grave, ninguna tragedia que lamentar, pero Maduro y su régimen vieron” una gran afluencia en el plebiscito”, dijo la exdiputada María Corina Machado, al responsabilizar a grupos armados afines al gobierno.