La próxima actualización de LinkedIn permitirá a los usuarios grabar vídeos y subirlos a la plataforma en formato nativo. Estos vídeos podrán ser de diez minutos de duración como máximo y al igual que otras redes sociales como Facebook y Twitter, se reproducirán de forma automática sin sonido en la cronología.

Los usuarios que hayan subido el vídeo podrán visualizar el impacto que ha tenido en LinkedIn, según revela un portavoz de la red social en declaraciones al medio Marketing Land. Es decir, se podrán ver las visitas, me gusta y las veces que ha sido compartido, así como el usuario que ha interactuado con el vídeo.

La red social orientada al mundo laboral estuvo probando esta nueva funcionalidad con un pequeño número de usuarios en Estados Unidos, según revela la misma fuente. Esta será la primera vez que LinkedIn incluya vídeos nativos como parte de sus funcionalidades.